La Provincia puso en marcha Vivienda Semilla, un programa destinado a reducir el déficit habitacional en sectores vulnerables de la población, ofreciéndoles la oportunidad de acceder al techo propio con esfuerzo y ayuda mutua.