ROLANDO FRÍAS, DE BERROTARÁN A LA ESCUELA DE JOCKEYS DE SAN ISIDRO

El joven berrotaranense fue uno de los alumnos elegidos para participar de las competencias que se disputaron ayer en el Hipódromo de la Ciudad de Córdoba. De las cuatro competencias de las que formó parte, ganó dos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Desde temprana edad, Rolando Frías supo que su afinidad con los caballos no sería un hobby pasajero. Con la decisión firme de hacer de ello un modo de vida, y consciente de que la Escuela de Jockeys Aprendices del Hipódromo de San Isidro es la mejor del país, dejó su Berrotarán natal para probar suerte en la ciudad de Buenos Aires. Logró ingresar a la escuela en el año 2017.

RADIO BERROTARÁN tuvo la oportunidad de dialogar con Frías acerca de sus días en la escuela y sus aspiraciones en la carrera de Jockey. A continuación, la entrevista completa:

-¿Cómo es estar en la Escuela de Jockeys Aprendices del Hipódromo de San Isidro?

“La verdad, es muy bueno, porque en esta escuela lo primero que te enseñan es el respeto, después a ser Jockey.

Primero el respeto al otro, escucharse uno al otro, ayudar al otro, y de ahí arrancan”

-¿Cuánto hace que estás en esta escuela?

“Dos años y dos meses. Ya estamos cerca de egresar”

-¿Cuándo egresas?

“Fecha no tenes. Los profesores te van dando indicaciones de que estas cerca de salir”

-¿Cuántos alumnos tiene hoy la escuela?

“La escuela hoy tiene 18 alumnos. Se anotan como 400 – 500, pero quedan muy pocos”

-¿Como los eligen?

“Los eligen por la edad, el peso y la altura, y que sepa variar, obviamente (N del R: Variar hace referencia a saber montar a caballo).

Vos ves las condiciones de ingreso, y de acuerdo a la edad, tenes que pesar tanto”

-¿Cuánto tiene que pesar un Jockey?

“Depende. Cuando entras a la escuela, a los quince años tenes que pesar 45, a los dieciséis años 46, a los diecisiete 47 y a los dieciocho ya podes pesar cincuenta”

-¿En qué peso estas vos?

“Yo estoy en cincuenta”

-Se cuidan para mantener el peso ¿No?

“Si. La verdad que el invierno te cuesta un poco, porque no transpirar nada, entonces no perdes nada”

-¿Cuántas horas le dedican por día a esta actividad?

“A la mañana trabajamos con los caballos, tres-cuatro horas, y a la una voy a la escuela, hasta las cuatro”

-Ayer, en el Hipódromo de Córdoba ¿En cuántas carreras participaste?

“Corrí  cuatro carreras. Gané dos y fui segundo en una”

-¿Porque participas en tantas carreras?

“Estoy acá en la escuela en Buenos Aires, y es la mejor escuela, entonces la gente busca a los chicos de acá. Entonces me llamaron los cuidadores de Córdoba y fui para allá”

-¿En una misma competencia podes participar de varias carreras?

“Claro. Ayer corrí cuatro carreras, pero había muchas más”

-A los caballos que corres ¿Los conoces previamente?

“No. No había corrido nunca a ninguno”

-¿Es así habitualmente? ¿No se necesita conocer al caballo que va a correrse?

“Sería bueno conocerlo, pero como yo estoy en buenos aires y los caballos son de Córdoba, no los conozco. Pero como entreno todos los días, más o menos me doy cuenta como son. Aparte, hablo con el cuidador, que es el que lo tiene todos los días, y él te da las instrucciones”

-Tiene que haber feeling entre el caballo y el jockey ¿No?

“Sí, claro”

-¿A medida que se van haciendo competencias, te van buscando más?

“Todos los domingos hay carreras en diferentes partes, Córdoba, Entre Ríos, Buenos Aires, y bueno, donde me llaman voy”

-¿Cuál es tu próxima carrera?

“El domingo que viene es el aniversario del Hipódromo de Villa María, asique voy a estar ahí”

-¿Te gustaría seguir haciendo esto el resto de tu vida?

“Si. Me gustaría egresar de la escuela y que me vaya lo mejor posible, ganar la mayoría de las carreras que pueda”

Deja un comentario